Seguinos en Twitter @_fonta - Seguinos en Twitter @_fonta - Seguinos en Twitter @_fonta - Seguinos en Twitter @_fonta - Seguinos en Twitter @_fonta====. .Seguinos en Twitter @_fonta - Seguinos en Twitter @_fonta - Seguinos en Twitter @_fonta - Seguinos en Twitter ---Seguinos en Twitter @_fonta - Seguinos en Twitter @_fonta -Seguinos en Twitter @_fonta -Seguinos en Twitter @_fonta====. .Seguinos en Twitter @_fonta - Seguinos en Twitter @_fonta -Seguinos en Twitter @_fonta -Seguinos en Twitter - @_fonta

Zona de Azar – Sospechan que fue venganza el crimen del ex gerente del casino.

zonadeazar_arg

El agresor mató, huyó y dejó una importante cantidad de dinero en el lugar del homicidio. Por eso es que los investigadores abonaron la sospecha de que el móvil del homicidio habría sido una venganza por la actividad comercial que desarrollaba y no un robo, como se creyó al principio.

Después de matar de un balazo a Pablo Gabriel Guelman, el asesino huyó y dejó en el lugar una importante cantidad de dinero que el empresario del juego llevaba encima.

Por tal motivo, los responsables de la pesquisa abonaron la sospecha de que el móvil del homicidio habría sido una venganza contra el empresario por la actividad comercial que desarrollaba y no un robo, como se creyó en un principio.

Guelman, quien se desempeñó como presidente del Casino Flotante de Puerto Madero hasta 2006, fue asesinado de un balazo en el pecho el lunes, minutos después de las 23, cuando salía de cenar en un edificio situado en Demaría y Kennedy, a pocos metros de la embajada de los Estados Unidos.

Según informaron fuentes policiales, Guelman fue sorprendido por un hombre solitario que simulaba pasear un perro para no llamar la atención de los policías que custodian la zona.

A punta de pistola, el supuesto ladrón obligó a Guelman a bajar de su automóvil Volkswagen Passat. Luego de que el empresario y el amigo que lo acompañaba le dieron al asaltante los 1800 pesos que llevaban encima, el agresor le disparó un balazo a Guelman.

De acuerdo con la declaración del amigo de la víctima, la policía abonó la sospecha de que se trató de un robo seguido de homicidio y de que el ladrón disparó contra Guelman porque creyó que había tirado el dinero al piso a propósito.

Sin embargo, a partir del presunto hallazgo de más dinero en la escena del crimen, sumado al hecho de que Guelman manejaba una empresa llamada Nyalam SA, dedicada a la explotación comercial de casinos y salas de juego, los investigadores comenzaron a profundizar la hipótesis de la venganza.

Hay otros detalles relacionados con la actividad que desarrollaba el empresario que abonarían esa misma pista.

A pesar de que se había retirado del directorio del casino de Puerto Madero, Guelman siguió ligado con las salas de juego y los bingos a través de la sociedad que constituyó el 21 de abril de 2005. En febrero pasado inscribió otra sociedad, a la que registró como dedicada a la actividad inmobiliaria en Mendoza.

Un detalle que no pasó inadvertido para los investigadores fue que Guelman manejaba importantes sumas de dinero en efectivo y actualmente no tenía cuentas bancarias a su nombre.

Si bien esos elementos fundarían la presunción de que Guelman habría sido asesinado por venganza a raíz de la actividad comercial que desarrollaba, existe un detalle en el homicidio que no concordaría con un crimen concretado por un profesional.

A Guelman lo mataron con un arma de bajo calibre, similar a la que utilizan los asesinos a sueldo, tal como ocurrió con el homicidio de Leopoldo “Poli” Armentano en 1994, en esa misma zona. Pero una fuente policial explicó que los asesinos que usan armas calibre 22 siempre realizan un disparo a la cabeza y nunca al pecho. Por tal motivo no descartaron que, en el caso de Guelman, el agresor haya disparado porque creyó que el empresario intentaba resistirse, y por eso huyó abandonando una importante cantidad de dinero.

Fuente: La Nación.



Read previous post:
Zona de Azar – Quieren prohibir las apuestas sobre la recaudación de películas
Close